Corazón silencioso
Título original
Stille hjerte
Género
Año de producción
2014
Público
Valoración
Lenguaje
Duración
97'
Fecha de estreno
04/09/2015
País

Corazón silencioso

3 / 6
Humor 1/5
Acción 0/5
Violencia 0/5
Sexo 1/5

Bille August tiene ya cierta edad y una larga carrera cinematográfica a sus espaldas, y eso se nota al abordar temas más profundos como es en este caso la eutanasia.

El director desarrolla con cuidado este delicado tema, sin caer en falsedades, pero con tanto miramiento que acaba sin involucrarse más que con la propuesta inicial, que arranca con fuerza pero se va confundiendo con el discurrir de los minutos. Es tan importante el mensaje que a la película le falta ritmo, un poco de oxígeno, en esta puesta en escena teatral tan propia del cine danés.

Al principio, se presenta la eutanasia como un acto heroico. No obstante, luego pasa a un segundo plano por las relaciones familiares y los problemas individuales. Sucede exactamente lo mismo en el ámbito de los personajes. Esther, quien sufre la enfermedad, parte como el sujeto más interesante, respaldado por una gran interpretación de Ghita Nørby, pero el papel se desarrolla poco y se limita a ser una mera figura. De hecho, solamente opina en una única ocasión sobre lo que está a punto de realizar y se ciñe a un “tengo que” sin dar ninguna otra explicación. Termina eclipsada por la evolución de los demás personajes, que aportan mucho más a la historia.

En este sentido, es una pena que Corazón silencioso se centre más en el tema de si los personajes toman la decisión correcta al respaldar la eutanasia que no en el propio acto en sí. Se sobreentiende que éste acaba uniendo a la familia, lo cual resulta irónico, pues qué otra cosa puede llegar a unir más a una familia que compartir, sufrir y vencer el dolor de una enfermedad entre todos. Por eso, se echa en falta alguna voz en la película que hable con valentía sobre la huída del dolor y el aprender, enseñar y madurar a través del sufrimiento. No hay amor sin sufrimiento, y Bille August lo sabe, pero no lo enfoca del todo bien en este film.

Firma: Javier de la Llave


Este análisis se publicó en . Añade el a tus favoritos.

Deja un comentario