¡Lumière! Comienza la aventura
Título original
Lumière!
Género
Año de producción
2016
Público
Valoración
Lenguaje
Duración
90'
Fecha de estreno
20/10/2017
País

¡Lumière! Comienza la aventura

4 / 6
Humor 1/5
Acción 2/5
Violencia 0/5
Sexo 0/5

El director del Instituto Lumière construye un didáctico y divertido documental con los cortometrajes de los hermanos Lumière (inventores del cine). La película ofrece esas producciones de más de un siglo de vida restauradas y en calidad 4k y, sin duda, es una lección de cine e historia del arte imprescindible.


El trabajo llevado a cabo por Thierry Frémaux, y bien acompañado en las tareas de producción por Bertrand Taveriner, no solo es una pieza de grandísimo valor divulgativo, sino especialmente una generosa tarea de restauración y conservación artística e histórica.

La historia del arte, como disciplina en el tiempo, se vio sometida a una importante revisión filosófica durante el siglo XX. Un siglo, justamente, en el que el cine cumplió su mayoría de edad con tan solo cinco años de existencia (1895).

En este sentido, el film ¡Lumière! pone en juego todos esos aspectos de una manera sencilla y al mismo tiempo muy reveladora. Y es que, por un lado, el cine es arte en el tiempo. Y, por otro, es capaz de capturar ese cronos para que las siguientes generaciones podamos celebrarlo e incluso estudiarlo.

Por eso, y por el cuidado y sabiduría con el que se ha elaborado el guión (la selección y montaje de los cortometrajes y los análisis en off de Frémaux), los 90 minutos de película son una clase magistral de cine, historia y arte.

Además, la experiencia se completa con la profunda mirada del director que conecta los emplazamientos de cámara, temas y encuadres de los hermanos Lumière con los que realizaban pintores como Degas o Renoir. Todo esto permite acercarse al calibre de lo que supone ver cine: no es toparse meramente con unas sombras en el plano, es toparse y disfrutar de una composición integrada por múltiples decisiones y determinada por múltiples factores contextuales.

Lo mejor de esta aventura que comienza (el cine) y que tan bien refleja esta producción es que analizar sin encorsetamientos es también parte de la diversión del llamado séptimo arte.

Firma:
Lourdes Domingo