Mejor otro día
Título original
A long way down
Género
Año de producción
2014
Público
Valoración
Lenguaje
Duración
96'
Fecha de estreno
11/04/2014
País

Mejor otro día

2 / 6
Humor 2/5
Acción 1/5
Violencia 1/5
Sexo 1/5

Pascal Chaumell empezó con películas y series televisivas para saltar a la gran pantalla con dos comedias ligeras y sofisticadas que coquetean con el estilo Hollywood, manteniendo a la vez un sello galo en la ambientación europea y en lo menos convencional y ortodoxo del guión.

Con Mejor otro día (adaptación del best-seller de Nick Hornby) da un paso hacia el drama, sin cambiar totalmente de registro; un paso porque no se adentra de lleno en él, pues conserva un tono humorístico y de falso sarcasmo, a pesar de abordar el suicidio como argumento central.

Esto complica la verosimilitud del guión, pues el espectador, a los pocos minutos, intuye que no debe asustarse y que Chaumell, en realidad, no pretende despeñar a ningún personaje (o eso parece). Este juego con el tono pasa la factura de que la película no se tome muy en serio –al menos, como tragedia-, a pesar de que se fuerzan los conflictos.

Mejor otro día ofrece cuatro retratos algo livianos, a pesar de lo serio del conflicto de alguno de los personajes. La historia protagonizada por Toni Collette, con su hijo enfermo, es valiente e inusual, pero cae en cierto esquematismo, a pesar de los esfuerzos de la actriz.

Con Londres como escenario de vértigo, la película no es muy redonda aunque recoge varias inquietudes contemporáneas que no está de más revisitar: la soledad tras el error y la soledad en la enfermedad, el vacío tras un fracaso o la inmadurez y rebeldía sin referentes.

Firma: Lourdes Domingo


Este análisis se publicó en . Añade el a tus favoritos.

Deja un comentario