Regreso a Montauk
Título original
Rückkehr nach Montauk
Género
Año de producción
2017
Público
Valoración
Lenguaje
Duración
106'
Fecha de estreno
04/08/2017
País

Regreso a Montauk

2 / 6
Humor 0/5
Acción 1/5
Violencia 0/5
Sexo 2/5

Hace tres años el veterano director alemán Volker Schlöndorff ofreció en Diplomacia un interesante y sosegado giro a su carrera que parecía que iba a continuar, ahora, con esta historia romántica de nostalgia y madurez.

El relato de vuelta al pasado y recuperación de la pasión perdida se muestra, no obstante y desde un principio, vacío, artificial y con un toque presuntuoso de snobismo intelectual que provoca bastante más rechazo que interés.

Max Zorn, interpretado sin demasiada voluntad por un impávido Stellan Skarsgård, genera cierta empatía en los primeros compases del film. La aplastante aparición de su amor perdido, interpretado con rotundidad por la magnífica Nina Hoss, lo hace desaparecer del mapa para, acto seguido, desvanecerse ambos entre los sensibleros recovecos de un guion sin alma, sin pulso y sin apenas seriedad.

Para elevar el relato romántico de telefilm de sobremesa a la categoría de película seria o de culto hace falta bastante más que un entorno de progresía cultural postmoderna, citas filosóficas y la mejor actriz alemana del momento.

Firma: Esther Rodríguez