Tiempo sin aire
Título original
Tiempo sin aire
Género
Año de producción
2015
Público
Valoración
Lenguaje
Duración
106'
Fecha de estreno
30/04/2015
País

Tiempo sin aire

3 / 6
Humor 0/5
Acción 2/5
Violencia 3/5
Sexo 3/5

El tándem Martín-Luque se reveló en la gran pantalla con su película Agallas en 2009, pero su auténtica labor profesional, de más de 30 años de recorrido, la han desarrollado en el seno de los servicios informativos y culturales de RTVE. Algo que se hace evidente tanto en la historia que presenta Tiempo sin aire como en su planteamiento estético.

La línea argumental se gesta en el conflicto colombiano entre paramilitares, ejército y FARC, uno de los conflictos con más víctimas civiles del mundo y al que actualmente pocos medios dedican su atención. Elegir este caso como hilo conductor es ya una declaración de intenciones, loable y comprometida. Pero retratar los daños, traumas y vidas rotas que van quedando en la cuneta resulta algo difícil por la intensidad de las emociones y las miles de ramificaciones en las que se pierden las víctimas para seguir adelante.

Tiempo sin aire es ambiciosa en su intento por explicarnos todas las facetas del dolor de María y Daniel, emplea potencia y consigue su meta, sin embargo diluye el voltaje al esparcirse en detalles colaterales. El gran papel de la colombiana Juana Acosta concentra con precisión toda la intención de sus directores que, con esta película, nos demuestran que el cine comprometido no tiene por qué dar sueño.
El resultado es un film sobrecogedor sobre la venganza, que supera con creces los estándares actuales de la cartelera nacional.

Firma: Anna Puigarnau


Este análisis se publicó en . Añade el a tus favoritos.

Deja un comentario