Ana
Título original
Anne with an E
Género
Subgénero
Cadena TV
- Emisión
Temporada
1
Lenguaje
Valoración
Publico
()
Duración
50'
Fecha de producción
2017
País

Ana

3 / 6
Humor 0/5
Acción 1/5
Violencia 1/5
Sexo 0/5

En esta nueva adaptación de la historia escrita por la canadiense Lucy Maud Montgomery en 1908, Ana de las Tejas Verdes, se respira el candor infantil propio de épocas pasadas. Es reconfortante sumergirse en una ficción donde los niños lo son realmente, sin la manipulación del guionista o las interferencias modernas. Quizá este es uno de los principales atractivos de esta serie que confía a la joven y expresiva actriz, Amybeth McNulty (Morgan), el peso de la narración. Pero la gran actuación de McNulty no desluce el trabajo del resto del reparto. Cada uno de los personajes retrata, de forma efectiva, las inquietudes, los temores, las aspiraciones y, en definitiva, los vaivenes del ser humano.

La fotografía de una época tan diferente a la actual sirve también de reclamo y excusa para mostrar los idénticos sentimientos que, incluso hoy, siguen siendo fundamentales y universales: la pertenencia a una familia, la necesidad de afecto y aceptación, la importancia de la amistad y las bondades de un hogar. Por otro lado, descubrimos que los prejuicios, la falta de educación y cortesía, la intolerancia y el lastre de las apariencias pesan de igual forma ayer que hoy.

La narración no desvía su rumbo y ofrece la historia que ya conocemos y lo hace en parajes hermosos, con tranquilidad y sin excesos. Ana es una de esas series para disfrutar con calma de los escenarios, los detalles y los diálogos. También seduce el lenguaje, el amor por la lectura, el empeño de su protagonista por encontrar la palabra precisa que defina un acontecimiento, la capacidad para verbalizar su riqueza interior y la expresividad de sus discursos.

Contempla la posibilidad de agradar a un abanico amplio de la audiencia y lo consigue por su simplicidad y la inocencia de sus contenidos. Aclaremos que simplicidad no es, en este caso, sinónimo de simpleza. Se trata, por tanto, de esa rara y escasa cualidad de explicar sin complicaciones hasta los hechos más profundos. Así lo hizo la novela y así lo plasma la serie.

Firma: Mar Pons


Este análisis se publicó en . Añade el a tus favoritos.

Deja un comentario